París no se acaba nunca: El París de Édith Piaf

París ofrece rutas y visitas para todos los gustos. Personalmente, me parece siempre interesante recorrer los lugares en los que artistas, escritores e intelectuales de todo tipo vivieron, trabajaron o simplemente acostumbraron a pasear.

En mis últimos días en la capital francesa y en un intento por reconstruir su biografía, decidí seguir los pasos de la célebre cantante Édith Piaf quien, pese a su figura menuda (no llegaba al metro y medio de estatura), su andar patoso y sus vestidos siempre negros, desplegaba tal fuerza sobre el escenario que llegó a convertirse en un icono de la música francesa.

Como el recorrido abarca diversos distritos parisinos, los he agrupado en etapas para que, si os apetece ver todos esos lugares por vosotros mismos, os sea más sencillo encontrarlos. Sin embargo, para una cronología ordenada de la vida de la Piaf, podéis leer el artículo de Biografías y Vidas aquí. Empecemos.

ETAPA I: Édith Piaf en Belleville / Ménilmontant 

park2
Vista sobre París desde el parque de Belleville

Belleville y Ménilmontant son dos barrios gemelos del este parisino (distrito XX) que comparten el mismo pasado obrero, un presente cosmopolita y un ambiente popular. Además, ofrecen una de las mejores y más impresionantes vistas de la ciudad desde el bello parque de Belleville.

1) Su infancia

IMG_0269

El 19 de diciembre de 1915 nace Édith Giovanna Gassion en el número 72 de la rue de Belleville. Hoy, una placa recuerda que: “En los peldaños de esta casa nació el 19 de diciembre de 1915, en la más absoluta pobreza, Édith Piaf cuya voz cambiaría el mundo” – Metro: Pyrénnées.

IMG_0312

Según la leyenda, su padre (un acróbata circense alcohólico llamado Louis-Alphonse Gassion) se emborrachó para celebrar el nacimiento de la niña y dejó sola a su madre Annetta Maillard (también alcohólica) que, encontrándose de parto, salió a la calle intentando llegar al hospital. La joven no tuvo tiempo y hubo de afrontar el parto en la misma acera.

IMG_0313

IMG_0316

Sin embargo, todo parece indicar que, en realidad, Édith nació en el Hôpital Tenon, a pocos pasos de su domicilio, en el número 4 de la rue de la Chine – Metro: Gambetta.

SONY DSC

2) Primeros meses

A los dos meses de edad, la madre de Édith la abandona confiándosela a su abuela materna Aïcha, una domadora de pulgas y artista de circo alcoholizada con quien vive hasta los dos años. Con la excusa de matar posibles microbios, en ocasiones Aïcha le daba de beber vino tinto – Metro: Pyrénées o Belleville.

El padre, que en 1917 se encontraba de permiso (había ido al frente durante la Primera Guerra Mundial), decide llevarla con su propia madre, propietaria de un burdel en Bernay (Normandía). Allí Édith pasará los mejores años de su infancia.

3) Primeras actuaciones

Actualmente, algunos clientes acuden a saborear un café o una cerveza a la terraza del Aux Folies, en el número 8 de la rue de Belleville, imaginándola cantando en el supermercado de al lado, donde solía encontrarse el cabaré Folies-Belleville Metro: Belleville.

IMG_0270

4) Dios reúne a los que se aman

La Piaf pasa sus últimos días en Plascassier, un barrio de Grasse (en la región francesa de Provenza-Alpes-Costa Azul). Allí muere a los 47 años de edad, un 10 de octubre de 1963, a la una y diez de la tarde, de una hemorragia interna. Sin embargo, su fallecimiento no se anuncia oficialmente hasta el día 11 en París, el mismo día del deceso de su gran amigo Jean Cocteau. Durante la noche del 10 al 11 de octubre, transportan clandestinamente su cuerpo de Grasse a París de forma totalmente ilegal.

Antes de morir, la artista pide ser enterrada en el cementerio de Père-Lachaise, cerca del barrio que la había visto nacer. Así fue como el 14 de octubre de 1963, el cuerpo de Édith llega al camposanto ante la mirada de decenas de miles de admiradores que habían llegado hasta allí para rendirle homenaje.

Édith Piaf está enterrada con su marido Sarapo, su padre y su hija Marcelle

El epitafio es una frase del Hymne à l’amour(Himno al amor) que tantas veces cantó en honor a su gran amor Marcel Cerdan: Dieu réunit ceux qui s’aiment (Dios reúne a los que se aman).

piaftombe

En efecto, Édith Piaf reposa junto a sus allegados: su padre Louis-Alphonse Gassion, su hija Marcelle Dupont, y su último marido Theophanis Lamboukas (más conocido como Théo Sarapo, de origen griego), que murió siete años después que ella. La tumba (situada en la división 97 de la avenue transversale n° 3, en 2ª línea) permanece siempre llena de flores frescas traídas por sus numerosos fans – Metro: Père-Lachaise; dirección: 16 rue du Repos.

5) Recordando a la cantante

A unos metros del hospital donde llegó al mundo, en la plaza que lleva su nombre, se alza desde 2003 una estatua de la cantante.

IMG_0326

En una esquina de la misma plaza, el Bar de la Place Édith Piaf también la rememora.

IMG_0319

IMG_0328ETAPA II: La Piaf en Pigalle y Montmartre

La Môme (niña, en francés), descubierta en el distrito VIII, se hace cada vez más famosa. En Montmartre se reencuentra con el cantante Yves Montand y se enamoran. Este barrio simboliza para Édith la alegría de vivir y la libertad, un respiro antes de las nuevas desgracias que están por llegar.

Vista de la ciudad de París desde Montmartre
Vista de la ciudad de París desde Montmartre, otra de las atalayas de la ciudad

1) Cuando Édith dejó a su padre a los 15 años, alquiló una habitación con su amiga Simone Berteaut (conocida como Momone) en el Grand Hôtel Clermont (8 rue Véron; metro: Abbesses).

2013031599piaf-ampl1

2) La Môme en la intimidad

En 1933, a los 17 años de edad, Édith tuvo una hija llamada Marcelle. Tras abandonar al padre, se trasladó con el bebé y Momone al Hôtel Au Clair de Lune (hoy desaparecido), en el número 4 de la rue André-Antoine en el área de Pigalle, el barrio que desde hace más de un siglo está dedicado a los placeres festivos y que debe su nombre al escultor Jean-Baptiste Pigalle.  En el siglo XIX, era ya un lugar vivo y creativo, muy conocido por sus talleres de artistas y cafés literarios. Aquí es donde el escritor francés y cantante Aristide Bruant se convirtió en el cantor del París de la resistencia y donde artistas como Josephine Baker, Duke Ellington, Ernest Hemingway y Pablo Picasso adoraban pasar buenos ratos. Situado debajo de la colina de Montmartre, Pigalle es ahora una de la zonas más turísticas de París, la meca del entretenimiento, de la fiesta y de las locas noches parisinas.

Marcelle murió a los 2 años víctima de meningitis y, entonces, las dos mujeres vivieron alrededor de un año en el número 5 de la rue Crespin du Gast, lugar en el que hoy en día se halla el Musée Édith Piaf (Museo Édith Piaf).

rue-crespin-gast

Su propietario, Bernard Marchois, que conoció a Édith siendo aun adolescente, ha ido reuniendo objetos personales de la artista, como uno de sus míticos vestidos negros, unos zapatos de la talla 34, el oso de peluche que le regaló su último marido, Théo Sarapo, unos guantes pertenecientes al boxeador Marcel Cerdan, pósters, cartas…  todo ello a la vista mientras de fondo suenan las canciones más emblemáticas de la Môme.

musee-edith-piaf

el_museo_de_edith_piaf_8358_570x

Esta pequeña y poco conocida joya parisina, alejada del turismo de masas, únicamente puede visitarse con cita previa llamando al teléfono +33 (0) 143 55 52 72. El museo es de entrada gratuita, aunque se aceptan donaciones.

3) El Européen

Durante la primavera de 1936, Édith Piaf actúa en el music-hall Européen, una pequeña sala de espectáculos muy chic que le permite estar cerca del público. Al igual que el Olympia, pertenece a Bruno Coquatrix y acoge a otras figuras de la época, como Yves Montand.

El Européen tras ser reformado en 1980
El Européen cerró por reformas en 1980 y reabrió siete años más tarde con gran éxito

En esta época, Édith grabó su primer disco, “Les Mômes de la Cloche”  (los niños de la campana), que disfrutó de un éxito inmediato. Sin embargo, Louis Leplée (su descubridor) es hallado asesinado en su apartamento en abril y la prensa empieza a acusar a ambos de estar relacionados con la mafia de Pigalle, dejando maltrecha la reputación de la Piaf. Coquatrix decide, de todos modos, hacerla actuar en el Européen, sellando así una gran amistad entre los dos.

L’Européen
5 rue Biot
Metro: Place de Clichy
http://www.leuropeen.info

4) Uno de los restaurantes preferidos de Édith Piaf

A la Cloche d'Or

À la Cloche d’or (3 rue Mansart; metro: Blanche; http://www.alaclochedor.com) fue y sigue siendo el restaurante de las celebridades. La Môme acudía aquí con Marcel Cerdan cruzándose con los actores Errol Flynn, Lino Ventura, Jean Gabin, Fernandel, Bernard Blier, con los músicos Louis Armstrong y Boris Vian, con los cantantes Jacques Brel, Claude François y los dos Charles -Trénet y Aznavour- con quienes, en ocasiones, desayunaban.  

5) Piaf y Montand, los secretos de un reencuentro

Desde la segunda mitad del siglo XIX, el Moulin Rouge (en Pigalle) se convirtió en el templo por excelencia de la noche parisina, quedando inmortalizado por el pintor Toulouse-Lautrec. Este celebérrimo cabaré, construido en 1889 y situado en el 82 del boulevard de Clichy (metro: Blanche; http://www.moulinrouge.fr), es famoso por sus revistas y cenas espectáculo en las que sus bailarinas de cancán ejecutan el grand-écart (paso de baile que finaliza con apertura frontal de piernas al caer al suelo).

IMG_8582

El 30 de julio de 1944, el artista que tenía que actuar en la primera parte del espectáculo se encontraba indispuesto y propuso a un joven marsellés como sustituto. Resultó ser, nada más y nada menos, que el más tarde famoso Yves Montand. A Édith este cambio no le hizo ninguna gracia por considerar que Montand era demasiado vulgar. Por su parte, Yves tampoco sentía aprecio por la Piaf describiéndola como “una de esas cantantes realistas que nos llenan la cabeza de negro en lugar de llenarnos el corazón de sueños”. Contra todo pronóstico, sus opiniones cambiaron drásticamente tras la audición: Édith quedó totalmente prendada del cantante y a este le fascinó el talento de la de Belleville. Fueron amantes durante dos años.

6) Las citas secretas de la Piaf y Marcel Cerdan

En 1948, Édith Piaf tiene una relación con el campeón del mundo de boxeo de origen argelino Marcel Cerdan, a quien conoció un año antes en Nueva York. Se trata de una relación apasionada que arrastra a la cantante como si de un huracán se tratara. Desgraciadamente, Cerdan estaba casado y tuvieron que mantener su amor en secreto.

Piaf se reunía con el púgil cada noche en un café actualmente conocido como Chez Ammad, cerca de la sala de boxeo en la que entrenaba Marcel y justo al lado del Grand Hôtel Clarmont (en el que se alojó en su juventud). Acostumbraban a tomar una copa antes de salir a bailar.

4364157d4921072dd6abba925a239155
Chez Ammad, en el 18 de la rue Véron (metro: Abbesses) – http://www.chezammad.com

Marcel Cerdan murió el 28 de octubre de 1949 en un accidente de aviación, cuando iba a visitar a Édith a Nueva York.

7) Residencia de Édith Piaf e Yves Montand

Édith Piaf, cuya fama se disparó a partir de 1933, inició una vida más confortable: se trasladó a vivir a un hotel y disfrutó de su estatus. En 1944, se instala en el ya desaparecido Hôtel Alsina de Montmartre (39 avenue Junot; metro: Lamarck-Caulaincourt), donde convive con Montand y, para disgusto de este, con Simone Berteaut, la sempiterna compañera de Piaf.

ETAPA III: La Môme en los Champs-Elysées

El distrito de los Campos Elíseos (Champs-Elysées) es muy querido para la cantante. Fue aquí donde la descubrieron y donde cantó y vivió antes de conocer a Marcel Cerdan.

1) El lugar donde fue descubierta

Para ganar más dinero, Édith iba a menudo a cantar a los barrios más boyantes, como los distritos XVI y XVII. En 1933, un año después de la muerte de su hija, mientras cantaba en la esquina de la rue Troyon y la rue Mac-Mahon (metro: Charles de Gaulle-Étoile), fue descubierta por Louis Leplée, propietario del Gerny’s, uno de los cabarés más bonitos de París. A partir de ese momento, su vida dará un giro de 360 grados.

Edith Piaf a été repérée alors qu'elle chantait dans la rue avec son amie Simone Berteaut
Édith Piaf fue descubierta mientras cantaba en la calle con su amiga Simone Berteaut

2) El Gerny’s, el inicio de su popularidad

Louis Leplée la acompaña en su transformación en cantante profesional. Es él quien le sugiere que se vista de negro, quien la bautiza con el apodo “la Môme Piaf” (la niña gorrión) y quien le da clases de canto. A partir de 1935, la Piaf empieza a actuar en el Gerny’s y es allí donde Jacques Canetti, dueño de la discográfica Polydor, le propone grabar su primer disco.  

piafchateaufrontenac
En el antiguo emplazamiento del Gerny’s se encuentra hoy el hotel de cuatro estrellas Château-Frontenac (54 rue Pierre-Charron; metro: George V) – http://www.hfrontenac.com

3) Ménage à trois

Habiéndose encontrado en el escenario del Moulin Rouge, Édith Piaf e Yves Montand se convierten en amantes una noche de 1944 tras una cena en el Moulin de la Galette (83 rue Lepic; metro: Abbesses o Lamarck-Caulaincourt; http://www.lemoulindelagalette.fr)

Restaurante Le Moulin de la Galette, en Montmartre
El restaurante Le Moulin de la Galette, en Montmartre

El cantante se reúne discretamente con Édith en su casa del 71 de la avenue Marceau (metro: George V) y vuelve, al romper el día, a la rue Chalgrin (a casa de un amigo) porque la Môme Piaf mantiene un romance más “oficial” con su letrista Henri Contet.

4) Una tal “Mme. Bigard”

Piaf alquiló un apartamento en el 26 de la rue de Berri (metro: Saint-Philippe-du-Roule) a finales de 1945 junto a Simone Berteaut. Esta nueva dirección, que ocupa bajo el nombre de Mme. Bigard, le permite hacer vida de pareja con Montand. Más tarde, la cantante, durante una tournée con los Compagnons de la Chanson (grupo vocal francés nacido en Lyon), abandona a Montand por Jean-Louis Jaubert, líder del grupo.

5) Una habitual

A la cantante le encantaba cenar en este mítico restaurante cuando ya había alcanzado la cúspide. No era la única; el Boeuf sur le toit (34 rue du Colisée; metro: Saint-Philippe-du-Roule; http://www.boeufsurletoit.com) vio pasar por su sala a un gran número de celebridades (Jean-Paul Sartre, Boris Vian, Juliette Gréco, Jean Cocteau…). Sus paredes art déco exhiben fotografías que lo atestiguan.  

01

ETAPA IV: El distrito XVI y los últimos años de Édith

A su regreso de los Estados Unidos, Édith Piaf escogió instalarse en este distrito, en el que ya había vivido con Marcel. El apartamento del boulevard Lannes será su última morada en París.

1) Piaf y Marcel Cerdan, su gran amor

En abril de 1948, los dos amantes se trasladan a un palacete del número 7 de la rue Leconte-de-Lisle (metro: Michel-Ange Auteil).

52541d663e345

2) Piaf y Pills, de la amistad al amor

La amistad de Édith y Jacques Pills, así como su colaboración profesional, era indefectible. Pills fue quien presentó a Cerdan y a Édith, y tras el fallecimiento del boxeador, ofreció a la cantante una canción titulada “Je t’ai dans la peau” (Te tengo en la piel), escrita por un joven (y entonces desconocido) Gilbert Bécaud.

Piaf captó el mensaje y su relación laboral con Pills se convirtió en historia de amor. En 1953, se instalaron en una gran planta baja que algunos amigos describieron como “un inmenso salón vacío a excepción de un piano en una esquina y un taburete. Lo que hace al apartamento más fúnebre si cabe era la montaña de cubos  con flores marchitas que cubría el suelo”. Eran las flores que ofrecieron a Piaf en un recital y que vinieron a morir a esa casa como otras lo hacían sobre una tumba.

En ese apartamento, además, Piaf celebraba sesiones de espiritismo regularmente para entrar en contacto con su gran amor Marcel Cerdan.

boulevard-lannes@linternaute-magazine
67 boulevard Lannes (estación RER: avenue Henri Martin; metro: rue de la Pompe)

2) Piaf y Sarapo, el matrimonio mítico

El sábado 6 de enero de 1962, la rue Henri Martin fue tomada por asalto: se celebraba la boda de Édith Piaf y Théo Sarapo en el ayuntamiento (71 rue Henri Martin; metro: rue de la Pompe). Ella contaba 47 años (y 1,45m de estatura) y él 27 (y medía 1,80m).

Tras la boda civil, la pareja se dirigió a la iglesia greco-ortodoxa de la rue Georges Bizet para recibir la bendición. La jornada terminó con una cena en el apartamento del boulevard Lannes en compañía de algunos amigos íntimos, como Bruno Coquatrix. Fue durante esa reunión que Piaf pronunció la frase “l’homme que j’ai aimé, c’était Cerdan, mais celui que j’attendais, c’était Théo” (Cerdan fue el hombre al que amé, pero Théo es al que he estado esperando). Un amor que, sin embargo, no duró más que un año y un día debido al fallecimiento de la cantante.

Plaque_Édith_Piaf,_67_boulevard_Lannes,_Paris_16
Placa conmemorativa en el edificio del boulevard Lannes: “En esta casa vivió la gran cantante y fue su último domicilio. Édith Piaf, 1953 – 1963”

ETAPA V: El Olympia 

Su escenario preferido

Bruno Coquatrix, propietario del Olympia, la invita a actuar allí en 1955. Desde ese momento, Piaf se adueña completamente del escenario triunfando noche tras noche a lo largo de dos meses. Más tarde, en 1958, vuelve a firmar por dos meses más, y en 1961 canta allí de nuevo durante tres meses, seguramente en la que fuera la serie de conciertos más conmovedora y emocionante.  

Olympia@wikicommons-1024x679
28 boulevard des Capucines (metro: Opéra)

*

Sugerencias para escuchar:

Sugerencias para ver:

Sugerencias para leer:

  • Autobiografía: Édith Piaf: El baile de la suerte (con un prefacio de Jean Cocteau).


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s